Malvinas Argentinas

El conflicto por las Islas Malvinas fue la primera batalla aeronaval y enfrentamiento entre dos naciones occidentales desde la Segunda Guerra Mundial. Significó, para la Argentina, la primera guerra del siglo XX. 

Lecciones para la Sanidad Militar

El hombre ha querido, desde siempre, analizar los propios errores para tratar de no reincidir en ellos. La disciplina de la guerra en general y la de la Sanidad Militar en particular, se han nutrido a través de la historia de este principio básico. Esas experiencias constituyen un largo camino que permitió aprender numerosas lecciones. Las lecciones son trabajos que desde el punto de vista científico aprovechan la experiencia vivida, con el objeto de sacar conclusiones que permitan reafirmar las conductas correctas y corregir las que no han rendido frutos. Esta conducta es muy antigua y viene desde antes de Cristo. En materia de Sanidad Militar las primeras lecciones claras provienen desde las campañas de los Ejércitos Napoleónicos.
Los progresos en medicina militar, se obtienen a partir de las campañas napoleónicas, desde las ambulancias livianas, la reunión de los heridos para el tratamiento, la clasificación, hasta sus puntos de vista sobre la infección, las quemaduras y la detención de la hemorragia. Desde entonces los beligerantes han tratado de sacar provecho de sus experiencias en Sanidad Militar durante los conflictos bélicos.

Es un hecho conocido que: "la experiencia cuesta cara y llega tarde", pero el no aprovecharla sería un gran pecado de sentido común.

La batalla por las Malvinas ha sido la única experiencia en guerra convencional con armas modernas que ha tenido nuestro país, es por ello que consideramos de sumo interés recopilar todos los datos posibles acerca de lo sucedido y realizar su análisis y colaboración con el objeto de obtener conclusiones. Desde el año 1982 nos hemos ocupado de efectuar un análisis científico de lo actuado por la Sanidad Militar durante la guerra por la recuperación de las Malvinas, con el único propósito de obtener lecciones de la guerra a los efectos de poder mejorar las conductas en eventuales conflictos futuros. 
Despliegue de Sanidad en el teatro de operaciones
Hospital Militar de Puerto Argentino. 
El Hospital Militar Comodoro Rivadavia, un hospital de guarnición dependía de la Brigada del Ejército que operó en la toma de las islas. Este Hospital se constituyó en la instalación mas importante de la Zona de Combate, el "Hospital Militar de Puerto Argentino", no estaba organizado como algunas de las instalaciones orgánicas de Sanidad, en consecuencia, un elemento exclusivamente de guarnición, se transformó en una instalación de sanidad de campaña improvisada.
Ubicado en un edificio de la Ciudad de Puerto Argentino (Port Stanley). Fue construido para un hotel, el que no fue habilitado por defectos en su estructura edilicia y ocupado por nuestra sanidad de campaña, a partir del 10 de abril.
Posteriormente fue reforzado con más personal  de sanidad y material del Ejército y de las otras Fuerzas Armadas. El Hospital contaba con radiología simple, laboratorio, seís mesas de operaciones, seís camas de cuidados intensivos, cinco camillas de reanimación y clasificación de heridos. Capacidad de internación 70 pacientes, llevadas mas tarde a 146 mediante agregados de tiendas de campaña y la ocupación de casas particulares adyascentes de dos plantas.
Este hospital asistió a todo el personal destacado en las islas hasta el 21 de mayo, fecha del desembarco inglés en San Carlos, que cortó la línea de evacuación desde la Isla Gran Malvina. 
Puesto Principal de Socorro
La Compañía de Sanidad 3, perteneciente a la 3ra Brigada de Infantería, instaló y operó un Puesto Principal de Socorro muy reducido en Howard, localidad ubicada en la Isla Gran Malvina, a orillas del Estrecho de San Carlos. Este elemento orgánico de Sanidad, se ubicó en una construcción precaria y contó con 11 efectivos de los cuales 4 eran médicos, 1 bioquimico y 1 odontólogo.
Este Puesto Principal de Socorro se desempeñó en la Gran Malvina. Disponía de una limitada capacidad quirúrgica.  A partir del 21 de mayo quedó aislado de la Isla Soledad y del continente, sin posibilidad de evacuación ni abastecimiento.
Otro Puesto de Socorro se ubicó en Bahía Fox, (caserío ubicado en la Isla Gran Malvina) a orillas del estrecho de San Carlos. Poseía 30 camillas de internación ubicadas en 20 casas y no tenía capacidad quirúrgica.
Puesto de Socorro Isla Soledad
Cada una de las Unidades desplegadas en la Isla Soledad instaló un Puesto de Socorro, los que estaban ubicados, por imposición de la geografía, lejos del frente y cerca de Puerto Argentino.
Buques Hospitales
A partir del 01 de junio se pudo disponer en la Zona de Combate de 2 buques Hosptitales denunciados e identificados según las normas de la
 Convención de Ginebra del 12 de agosto de 1949. Los Buques de la Armada "Bahía Paraíso" y "Almirante Irizar" fueron adapatados a tal fin. Se presentaron numerosas dificultades y dudas con el montaje y organización de estos buques, ya que la Armada Argentina no tenía experiencia anterior en Buques Hospitales.
El Buque que desempeñó el papel más importante en la evacuación desde las islas al Continente fue el ARA "Bahía Paraíso", el buque más nuevo que contaba la Armada en ese momento, producido por la industria Argentina. El "Bahía Paraíso" contaba con 250 camas de internación, cirugía, laboratorio, radiología y dos puestos para la recepción y clasificación de los heridos. Se le incorporaron una pista para helicptero Puma SA-330 con capacidad de transporte de hasta 8 camillas y un helicoptero AlouteIII. La función asistencial contaba con 24 médicos y 50 enfermeros.
Puntos de Evacuación
El principal punto de evacuación fue la ciudad de Comodoro Rivadavia, situada a 1000 km de las Islas, y con acceso por mar y por aire. En esta ciudad se encontraban disponibles para asistir al personal evacuado en dos hospitales civiles con una capacidad total de 450 camas. Completaban la cadena de evacuación en la Zona del interior, los Hospitales: Militar Bahía Blanca, Naval de Puerto Belgrano y Militar Campo de Mayo. [.....]

FUENTE: Estractado del libro "La Medicina en la Guerra de Malvinas" de Enrique Mariano Ceballos y José Raúl Buroni.



 

Categoría: